Cada vez son más los sabores que podemos encontrar en una heladería y, además, cada vez son más sorprendentes. Hoy en día, podemos decir que es posible hacer helados de casi todo y una prueba de ello son estos helados de postres típicos: helado de loca y de pionono. O los de algunos bombones y dulces conocidos por todos: snickers, rocher o pantera rosa.

Pero además de los sabores, las formas de servir el helado también han evolucionado y ahora, además de las clásicas tarrinas y los cucuruchos, podemos disfrutar de esta delicia de maneras tan variadas como éstas:

Batido

Si utilizas los mejores ingredientes naturales, el resultado es increíblemente bueno.

batido de chocolate elaborado con ingredientes naturales

En plato

Ya sea sólo o acompañando un postre: brownie, crepe… es lo que se suele conocer como postre “à la mode”.

gofre acompañado por helado realizado de forma artesanal

En copa

La mejor forma de combinar varias bolas de tus sabores favoritos con complementos como la nata, el sirope o algún snack.

Copas de helados elaboradas de forma artesanal

Smoothie

Esta nueva forma de comer helado se prepara a base de trozos y zumo de fruta natural mezclados con helado, ¿te podrías resistir a problarlo?

smoothie elaborado con frutas naturales

Jarritas glotonas

Y para rematar, algo que está rompiendo moldes y que combina casi todo lo que hemos visto anteriormente, las jarritas glotonas, que además de medio litro de batido de helado, lleva un sinfín de complementos que hacen las delicias de aquellos que las piden. Si quieres probar una, puedes encontrarlas en Helartia.

jarritas glotonas de Helartia